EL ECOSISTEMA DE ‘STARTUPS’ ESPAÑOLAS ALCANZA LA MADUREZ
30/09/2020 |

​​

Las empresas emergentes tecnológicas en España mejoran su media de vida y su capacidad de generación de empleo en 2020. Salud, educación y finanzas son los sectores con mejores perspectivas para el emprendimiento frente a la Covid-19

El escenario de las startups en España sigue su avance y alcanza la madurez, haciendo frente a la pandemia con cada vez mejores cifras. Así lo recoge el Mapa del Emprendimiento 2020, elaborado por Spain Startup, encargada de organizar el South Summit 2020, encuentro de referencia del mundo de la innovación, que se celebrará de forma omnicanal entre el 6 y el 8 de octubre en Madrid. Según su estudio, con datos del último año, este tipo empresas emergentes que comercializan sus productos y servicios a través de las tecnologías de la información y la comunicación, están consiguiendo una longevidad y una mayor capacidad de crecimiento cada vez mayores en nuestro país.

Las startups españolas ya suman una media de 2,5 años de vida (frente a 2,2 años en 2019), a la vez que aumenta el porcentaje de negocios considerados scaleups, es decir, que ya han consolidado su modelo de negocio y están en fases más avanzadas de desarrollo, con un crecimiento medio de facturación o de empleados del 20% anual en un periodo de tres años. En este sentido, nuestro país cuenta ya con un 15% de scaleups, lo que nos posiciona al nivel de otros ecosistemas emprendedores de referencia, como Europa (14%), Asia (15%), EEUU y Canadá (ambos con un 16%).

Otro síntoma de la madurez del ecosistema emprendedor español es su capacidad de generación de empleo. El 76% de las startups tiene entre 2 y 10 empleados, un 30% más que en 2019, y la contratación laboral –pese a la Covid-19- se prevé positiva en el próximo año: el 66% de startups está dispuesta a contratar a nuevos profesionales.

Y es que la necesidad de trasladar al entorno digital actividades como el comercio, la educación o la salud es una oportunidad de impulso para este tipo de negocios, que nacen y crecen ligados a las nuevas tecnologías. Prueba de ello es que los ámbitos de fintech (tecnologías para la industria financiera), de salud y de educación encabezan el podio de las startups en este 2020, apoyadas tanto en tecnologías con más trayectoria, como el desarrollo de webs y apps, como en tecnologías emergentes como el machine learning, el blockchain o la Inteligencia Artificial (IA). Les siguen las startups de desarrollo de software, impacto social, movilidad urbana, data&analítica, servicios para la productividad, logística y e-commerce.

En cuanto al rendimiento, el 51% de las startups españolas genera ingresos, y un 5% supera los 500.000 euros. El 47% se financia con recursos propios, y el 12% afirma haber alcanzado un EBITDA positivo.


​​​ ​

Imagen: Mapa del Emprendimiento 2020 – Spain Startup

​​

Emprendedores convencidos de serlo

Otro de los datos que se extraen del Mapa del Emprendimiento y que reflejan la madurez del ecosistema del emprendimiento español es el porcentaje cada vez mayor de emprendedores que lo es de forma recurrente. 6 de cada 10 de quienes ponen en marcha una startup en España ya lo había hecho anteriormente, la cifra más alta en los siete años de vida de este informe y un dato similar al de los ecosistemas europeo (65%), asiático (59%) y de EEUU y Canadá (66%).

Lo positivo de esa experiencia previa es que les asegura un mayor éxito profesional. Las probabilidades de fracaso disminuyen a medida que un mismo emprendedor pone en marcha diferentes startups. Si bien el porcentaje de fracaso ronda el 18%, un 40% de los emprendedores en serie aseguran han logrado vender alguno de sus anteriores proyectos, principalmente a mercados de Asia-Pacífico y Oriente Medio, y EEUU-Canadá.

En cuanto al perfil del emprendedor, es en su mayoría hombre, de unos 34 años, con alta cualificación (97% con titulación universitaria, 82% con posgrado -principalmente en carreras técnicas y STEM- y un 14% con doctorado) y con una dilatada trayectoria profesional previa (la mayoría por cuenta ajena). La mayoría de los emprendedores españoles decanta por proyectos de innovación utilizando tecnologías como la IA y el machine learning en áreas como salud (40%), B2B (business to business) y digitalización (15%), energía (9%) y transporte y logística (9%). El informe también refleja que el emprendedor español lo es principalmente por vocación (49%), más que por oportunidad (30%).

 

Los retos del emprendimiento

 

La brecha de género es una de las áreas con mayor margen de mejora en el ecosistema del emprendimiento español, ya que solo un 18% de mujeres se lanza a liderar una startup. En esta última edición del Mapa del Emprendimiento, no obstante, parece observarse un cambio de tendencia en sectores liderados por mujeres, que cada vez se decantan más por las fintech, salud y educación.

Por su parte, el 41% empresas emergentes analizadas en 2020 cuenta con equipos formados por hombres y mujeres. Un dato todavía con un amplio recorrido de mejora, pero que supone un aumento del 6% con respecto a 2019.

Otros retos recogidos en el informe de Startup Spain son la profesionalización de la financiación y una mejor regulación fiscal para las startups. Si bien el 51% de las startups genera ingresos,


ThisIsTheRealSpain
×