Nuestro país cuenta con un 34% de mujeres que ostentan cargos de alta dirección en empresas de entre 50 y 500 empleados según el informe Women in Business 2020, un 5% más que la media global

 

Aunque todavía queda un largo camino por delante para conseguir la plena igualdad, España se ha convertido en uno de los países del mundo que mejor está trabajando en políticas de género. Uno de los últimos informes internacionales que así lo atestiguan es Women in Business 2020, publicado recientemente por la consultora Grant Thorton, que nos coloca en los puestos de cabeza del ranking mundial.

Según este documento, a nivel mundial la tasa media de mujeres que ostentan cargos de alta dirección en empresas de entre 50 y 500 empleados, cotizadas y no cotizadas, se mantiene en el 29%. En el conjunto de la Unión Europea asciende un punto más, hasta el 30%. Y en el caso de España este porcentaje ha pasado del 30% al 34%, que según el informe ha sido uno de los impulsos más altos de los últimos 16 años.

Entre los 32 países analizados (según las respuestas obtenidas de unas 5.000 medianas empresas) solo Polonia nos supera, con un 38% de puestos de responsabilidad ocupados por mujeres. Y nos quedamos muy por encima de potencias como Alemania, Estados Unidos o Francia, las tres en el 28% en materia de igualdad efectiva entre hombres y mujeres.

Por otra parte, el porcentaje de empresas españolas que no tienen ninguna mujer al mando ha disminuido hasta el 9%, mientras que la media a nivel mundial en este apartado se ha quedado estancada en el 13%. Unas cifras que todavía está lejos de ser las ideales, pero que muestran el empeño de nuestro país por mejorar esta situación desigual.

 

Datos por Comunidades Autónomas

 

El estudio de Grant Thornton también ha analizado el avance del liderazgo femenino en aquellas comunidades autónomas que poseen un mayor volumen de tejido empresarial. La región madrileña se pone en cabeza en cuanto a contratación de mujeres en puestos directivos, con un 38%, un 7% más que en el ejercicio anterior.

En segundo puesto está Cataluña, con un 32%, cuatro puntos más que en 2019. Y les siguen Galicia, con un 31%, y Andalucía, con un 26%. En los últimos puestos de esta lista están la Comunidad Valenciana (23%) y País Vasco (24%). No obstante, el informe apunta como buena noticia el hecho de que ninguna región española haya reducido sus cifras de directivas contratadas.

En cuanto a la tipología de los puestos, el mayor porcentaje de mujeres en puestos de responsabilidad lo encontramos en el ámbito de los Recursos Humanos (36%), seguido de cerca por la Dirección Financiera (36%). Por otra parte, España es el primer país de Europa con más porcentaje de mujeres que ocupan el máximo puesto ejecutivo en sus empresas (25%).

De hecho, el número de consejeras delegadas que tenemos es seis puntos superior al porcentaje mundial y al europeo. También un 1% más que el dato registrado por Polonia (24%) y está muy por encima de los porcentajes recabados por Alemania (20%) y Francia (15%).

 

Empoderamiento y compromiso

 

Estos datos complementan los recogidos por el Foro Económico Mundial para configurar su Global Gender Gap Report 2020, que coloca a España en el octavo puesto en el ranking mundial de países más avanzados en paridad de género. Los apartados en los que mejor nota sacamos son el de empoderamiento político femenino y el de porcentaje de mujeres en puestos ministeriales.

Por otra parte, según el informe Actitudes globales hacia la igualdad de género de Ipsos, España es el tercer país del mundo con más ciudadanos que se consideran feministas: un 44%. Este documento, publicado el pasado año y que analiza la situación en 27 países, asegura que tenemos una de las sociedades más comprometidas en este campo. Y también que nuestra población es la más crítica con las barreras y roles impuestos a las mujeres en ámbitos como el familiar, el profesional y educativo.

Otro de los ejemplos del trabajo que se está realizando desde nuestro país en esta materia lo hemos visto hace apenas unos días, en el ránking sobre igualdad de género de los 173 bancos centrales mundiales, realizado por Mazars y el Foro de Instituciones Monetarias. Según este documento, el Banco de España se sitúa en el primer puesto de la lista, con 97,67 puntos sobre 100, principalmente porque hay más mujeres que hombres en sus posiciones directivas. Una situación que sólo se da en 12 de las 173 entidades analizadas.

En definitiva, son muchas las señales que nos hacen ver que España va por delante de muchos países, marcando el camino a la hora de lograr la plena igualdad. Somos un ejemplo a seguir en todo el mundo gracias a nuestras leyes de apoyo a la mujer y al sentir general de una sociedad que, cada vez más, se considera feminista.

 

FUENTES: